Accedieron sin permiso registros de famosos

Más de 120 trabajadores de un hospital de Los Angeles vieron sin permiso registros médicos de famosos y otra información personal entre enero de 2004 y junio de 2006, casi el doble del número inicialmente reportado a principios de año.

Un nuevo reporte estatal difundido el lunes por el Departamento de Salud Pública de California también dice que tres empleados del Centro Médico de la Universidad de California en Los Angeles (UCLA) continuaron revisando registros confidenciales de un “individuo muy conocido” luego que se tomaron medidas enérgicas en abril. No revela el nombre de la celebridad.
Reguladores estatales culpan al hospital por no haber tomado pasos adecuados para mantener la confidencialidad de sus pacientes.

“Lo que nos asombra es que, mientras llegamos a un punto en el que sentimos hemos manejado una queja específica y un asunto específico, identificamos nuevos asuntos”, dijo Kathleen Billingsley, directora del Centro de Calidad de la Salud del departamento sanitario. “Es muy alarmante ver esto”.

Funcionarios estatales de salud pública han difundido cinco reportes desde que el diario Los Angeles Times reportó que empleados de la UCLA fisgonearon los historiales médicos de pacientes prominentes que incluyen a Britney Spears, Farrah Fawcett y la primera dama de California, Maria Shriver.

El último reporte dijo que 127 trabajadores accesaron sin permiso registros de famosos, lo que llevó a varios despidos, suspensiones y advertencias. También detalló el caso de una empleada que leyó los historiales de unos 900 pacientes “sin ninguna razón legítima” y números del seguro social, información de seguro de salud y direcciones, entre abril de 2003 y mayo de 2007.
Reportes estatales previos indicaron que la mujer, Lawanda Jackson, vio unos 60 registros. La ex especialista administrativa enfrenta cargos federales delictivos por violar la privacidad de Fawcett.

Según el reporte, Jackson usó la contraseña de su supervisor para leer los historiales, lo que se determinó examinando su terminal de trabajo.

Tras las violaciones de abril, una enfermera fue despedida y otros dos empleados recibieron advertencias, dice el reporte.

Las autoridades hospitalarias indicaron que actualizaron su sistema de computadoras para bloquear números completos de Seguro Social y que está entrenando a su personal sobre privacidad y seguridad. También dijeron que notificaron a todos los pacientes cuyos registros accesó Jackson.

“No tenemos excusas”, declaró en un comunicado el doctor David Feinberg, director ejecutivo del Sistema Sanitario de la UCLA. “La UCLA debió haber detectado las violaciones de la Sra. Jackson hace años y debió haber iniciado de inmediato el proceso de su despido”.
Feinberg dijo que el centro médico sigue investigando y señaló que despidió o disciplinó a todos los empleados que se supo infringieron la confidencialidad de los pacientes.

Fuente: AP.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: